Efes, CSKA y Maccabi, candidatos

Larkin & Micic, superstars

Efes, CSKA y Maccabi, candidatos

Si hablábamos ayer del favoritismo del FC Barcelona en esta Euroliga, son tres los equipos que asoman como principales rivales del equipo de Jasikevicius, destacando dos sobremanera: Efes y CSKA.

Anadolu Efes

¿Le debe la Euroliga un título al Efes? NO. Me río mucho de las “deudas” en el deporte. Eso no existe. Si bien Ataman se queja con razón de que la temporada pasada pintaba muy bien para poder levantar el trofeo en Colonia, con una Final Four por medio nunca se sabe. Se cerró una ventana, quizás única, para los turcos, pero no pinta mal esta nueva temporada en la que su mejor fichaje ha sido retener a todos sus jugadores.

Vuelve la dupla Larkin/Micic a asustar a Europa. Dos jugadores muy complementarios, capaces de crear juego, dirigir, ejecutar. Dos de los mejores jugadores europeos que son capaces de complementarse a las mil maravillas. Si logran recuperar el nivel de juego del invierno pasado, serán imparables. Siguen a su lado los Simon, Beaubois, Dunston y un ya recuperado totalmente Moerman. Con una final perdida a sus espaldas y una “temporada perdida”, seguro que son conscientes de que puede ser la última oportunidad (Micic con la vista puesta en la NBA, Larkin siempre atento a posibles ofertas, etc..).

CSKA

En un mercado muy marcado por la pandemia, añadir a tu roster a uno de los mejores 4 de Europa (Shengelia) y uno de los mejores 5 (Milutinov) te coloca como gran vencedor del mercado estival. Un movimiento “contra natura” que convierte a CSKA en el equipo más “interior” de la Euroliga. Veremos Itoudis cómo reparte los espacios para maximizar el rendimiento de los dos jugadores (¿necesitan añadir un exterior de buena mano al roster? Puede ser..)

Si a estos dos jugadores le añadimos el “fichaje” de Will Clyburn, ¿cómo no considerar a los rusos un “contender” de primerísimo nivel?

Vuelve Clyburn, último MVP de la F4

Habrá que ver cómo gestiona el cambio de poderes Itoudis y Mike James, que el año pasado era referencia principal y casi única de “los rojos”. Con mucha más calidad a su alrededor, tendrá que gestionar más la dirección que la ejecucción, algo que veremos a ver. Y si a esto le añadimos complementos como Hackett, Hilliard, Kurbanov, Voigtmann, etc. El “último campeón” quiere volver a reinar.

Maccabi

Reconozco que Maccabi está muy pillado por los pelos en esta sección, pues le falta algo para mirar a los ojos a los grandes favoritos, y más tras el cambio de Dragan Bender por Quincy Acy (posiblemente una mejora a medio y largo plazo, pero una pérdida de nivel pensando en el aquí y ahora).

Logró Sfairopoulos el año pasado hacer jugar como un equipo a un Maccabi que arrastraba desde hace años ese déficit: una pléyade de jugadores que hacían la guerra por su cuenta, poco comprometidos y que daban la sensación de estar allí de paso. El excelente entrenador griego ha logrado cambiar la tendencia y volver a situar al equipo macabeo en la élite europea. Con Wilbekin nuevamente como referente, rodeado por ese tipo de jugador tan “maccabi”, americano, de mucho juego 1×1 como son los Bryant, Dorsey y el recién llegado Jones. Pierden a Avdija, dejando a Zoosman, un todoterreno con mucha menos calidad pero que puede ser la bandera del equipo por muchos años, es en el interior donde llegan los cambios, un juego interior “made by Vujcic”, que ha colocado a sus dos chicos, Zizic y Bender. Si con Bender somos pesimistas en cuanto a su rendimiento, perdiendo en el cambio con Acy mucha defensa e intensidad (Sfa pidió repetidamente su renovación), debe Zizic convertirse en referencia interior y dominar la pintura si Maccabi quiere volver a una f4. Ante la debilidad de Bener, será Othello Hunter el hombre que deberá endurecer el juego interior. La amenaza amarilla está de vuelta.

No Comments

Post A Comment